sábado, 27 de noviembre de 2010

Peces voladores volados


El dueño de una concesionaria de autos de EE UU sacó una promoción curiosa, con la compra de una camioneta regala un fusil semiautomático AK 47 kalashnikov. Algunos dicen que está promoción les viene bien para completar el pack del perfecto idiota americano, camioneta, fusil,  lentes negros, y faltaría algún estado para gobernar que tenga reglamentada la pena de muerte, o un latino corriendo adelante para estrenar las compras
Con esta promoción al vendedor de camionetas y pack americanos, se le triplicaron las ventas. Sabia adonde la lanzaba. Cada uno tiene algo de sociólogo, dicen
De haber largado la promoción en una convención de Tea Party (Partido del Te de la derecha americana) hubiese tenido que comprar la fabrica de kalashnikov. Y más de uno hubiese dicho “Deme el fusil, deje la camioneta”. Y si lo hubiese lanzado con la compra de jeep o un tanque militar le hubiese ido aún mejor, y la industria de las armas del país, que es el país, hubiese estado más agradecida aún.

Un delivery de pez

Ante las críticas recibidas el dueño del local dijo que la promoción era porque tenía muchos clientes cazadores, deportistas y pescadores. Por los primeros se entiende, por los segundos y los terceros menos, y especialmente suena raro para los últimos. Uno no se imagina para que le puede servir un semiautomático al pescador, pero haciendo un esfuerzo de reflexión  puede llegar a pensar que son para pescar, o cazar  (depende del momento y de la situación) peces voladores. Lo único que está en el límite entre lo cazado y lo pescado. Cuando lo agarran en el agua es pescado, cuando lo agarran afuera volando es cazado. El único pez que a las gaviotas les va a domicilio, un delivery de pez, un pez que está en la bisagra entre un ave y pez, para ellos, una bisagra del mundo
Así los compradores de camionetas pack y estereotipos americanos le pueden disparar en ese breve momento en que el pez se echa a volar. Volarlo literalmente, para tener así peces voladores volados.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario